Los juguetes de M: Figuras de animales

miércoles, 30 de septiembre de 2015



Hace un par de meses fuimos de visita a Madrid a casa de los padres de J. M, además de pasárselo genial, encontró su nuevo juguete favorito hasta la fecha: unas figuras de animales de un coleccionable de National Geographic de cuando J era pequeño.

J me contó que recuerda la ilusión que le hacía a él y a sus hermanos ir al kiosco todas las semanas a ver el muñeco que le había tocado. Venían con un libro con fotografías e información sobre el animal de la semana que a veces también leían. Pero vamos, lo bueno era el muñeco.

El caso es que M ya se le nota cierta preferencia por todo lo relacionado con el mundo animal así que teníais que haberlo visto, se pasaba los días sacando y colocando los muñecos “en orden” una y otra vez. Por supuesto, nos los trajimos para casa, una oportunidad así no se encuentra todos los días y hay que aprovecharla.

Las figuras de animales son un juguete muy versátil que vale para muchas edades. Tienen un tamaño ideal para que se puedan manejar (y guardar) con facilidad y por todos es conocido la afición de los niños por las cosas pequeñas ¿no?  

Ahora mismo M juega básicamente a tres cosas con ellos:
  • Sacarlos de la caja y ordenarlos (los acuesta, los pone cara a la pared, en fila, etc.)
  • Meterlos en una bolsa opaca e intentar adivinar cuál coge por el tacto.
  • Comparar la figura con las imágenes del Inventario deanimales ilustrado y gritar “¡es el mismo!”


Esto es a lo que juega de momento, además de ir nombrándolos uno a uno e imitar los sonidos (por cierto, ¿alguien sabe qué ruido hace una jirafa?). Es gracioso ver a una pequeña personita de 20 meses decir “antipolé” (antílope).

Esto es colechar y no lo que hacemos nosotros

Pero en realidad estas figuras dan para mucho más y a medida que vaya creciendo seguro que le encuentra nuevos usos, por ejemplo:
  • Cualquier tipo de juego simbólico (la selva, la granja, etc.).
  • Clasificarlos según  sean marinos o herbívoros o por tamaño o por lo que sea.
  • Jugar a los bolos. Es decir, colocarlos todos de pie e intentar tirarlos con una pelota.
  • Elaborar paisajes donde estos animales puedan “vivir.”
  • Dibujarlos.
  • Etc.


Como veis, esto son los juegos que se me han ido ocurriendo pero seguro que hay muchísimos más ¿qué se os ocurre a vosotros? Un, dos, tres, responda otra vez.

Por cierto, he dejado unos enlaces de Amazon aquí abajo, por si no tenéis abuelos que guarden estos tesoros y queréis comprarlos para vuestros hijos o para los hijos del vecino. De verdad que son un acierto seguro. Además, si los compráis desde este enlace, a vosotros no os costará nada más y yo me llevaré una pequeña comisión.




  Image and video hosting by TinyPic

10 comentarios :

  1. ¡Oye qué buena idea! Nosotros tenemos unos dinosaurios muy molones de ese estilo. A Mara le encantan :-)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Debe ser algo muy natural eso del interés por los animales, igual que el contacto con la naturaleza

      Eliminar
  2. los de safari son geniales!!!!! nosotros los usamos para las tarjetas 3 partes montessori... aunque de momento solo empareja foto con imagen jejejejeje... pero le encantan!!!!

    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Los juego de emparejar les encantan, vamos a tener que hacernos unas tarjetas de esas, jeje

      Eliminar
  3. Pareciera que ves cómo evoluciona mi peke!!!! Ahora estamos metiéndonos en el mundo animal y pensaba comprar esos animales, con tu post me has convencido!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias, me alegro haberte convencido. Ya me contarás qué tal

      Eliminar
  4. A Mopito también le gustan mucho, no tenemos en casa pero sí tiene en la guarde y se lo pasa pipa.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es que son muy chulos, la verdad. A mí cada vez me gustan más

      Eliminar
  5. Siiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiii, los tenemos!! Eran de mi hermano y luego jugué yo también con ellos. Me encantaban!! Yo jugaba a la selva en el jardín, cada animal en su ecosistema (en las rocas, en el agua -el pilón-, en el desierto, en la selva -una parte con musco y maleza -es que nuestro quinteiro tenía una mezcla de ecosistemas... muy apto para juegos con animales, jajaja- ). "Lo malo" es que como eran de mi hermano, por mucho que yo jugara MUCHÍSIMO con ellos, los animales se los ha llevado el primo (ya juega con ellos todo flipado). Pero son exactamente los mismos! (Por cierto, no hace falta que pienses tú en cómo jugar con los animales, estoy segura de que a M. se le ocurren muchas más formas! ;) ). Ah, y mi prima también dice que hacíamos ejércitos con ellos... yo a tanto no me acuerdo, creo que me hice tan pacifista con el tiempo que cualquier juego "bélico" que tuviera de pequeña lo borré de mi mente, jeje.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Lo del ejército mola y lo de separarlos por hábitats también pero es nivel avanzado, jajaja. Ahora a M le da por jugar con ellos al "escondite," es decir, a ponerlos en el radiador que se tapa con una cortina XD

      Eliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...